¿Estás seguro que tu casa está protegida cuando salís de vacaciones?



Para muchas personas, algunas estaciones del año se traducen en época de escape. Tal vez te guste salir a visitar el país en verano o quizás prefieras explorar en invierno. Sea cual sea tu estilo, salir de vacaciones puede significar dejar tu hogar por un período más largo de lo habitual.


Cómo todos querés que tu casa esté segura mientras estás fuera. Cuando salís de descanso, lo último que esperás es recibir una llamada telefónica que te diga que robaron tu casa, o peor aún, regresar de las vacaciones y descubrir que hay algún daño o pérdidas en tu casa.

seguridad para tu hogar
Seguridad para tu hogar


La seguridad en pequeños detalles

Antes de irte, revisá todas las puertas y ventanas para asegurarte de que todo esté cerrado y sellado, incluida la puerta del garaje, y las ventanas de depósito, si tenés. Además, verificá de no tener llaves de repuesto por ahí sueltas que estén “escondidas” debajo de una alfombra o debajo de una piedra. Los ladrones saben dónde buscar y una llave les permite acceder fácilmente. Si tenés una puerta o ventana corrediza, te recomendamos que uses aberturas de pvc – DAM Instalaciones para máxima seguridad y, además, colocá un trozo de madera o una varilla larga de metal en el riel para que no se puedan abrir.


Poné temporizadores en las luces fuera de tu casa. Cuanto más oscura esté fuera de tu casa, más atractivo será para los ladrones porque no pueden ser vistos. Además, los temporizadores ayudan a dar la impresión de que hay alguien en casa. Configurá los dispositivos electrónicos dentro para que se enciendan cada cierto tiempo, podés ponerlo en la una lámpara interna o incluso en una radio. Otra medida importante es, prever que se recoja el correo que puede quedar en la puerta. Si los papeles y el correo se amontonan fuera de su casa, es obvio que alguien no ha estado allí por un tiempo y no sabes quién está vigilando la casa esperando un momento de debilidad para entrar.


Dejá algunas persianas o cortinas abiertas. Si tu casa está completamente cerrada, parecerá que no hay nadie allí. Si lo hacés parecer más normal, es menos obvio que está ausente. Podés hacer arreglos para que un familiar, vecino o amigo de confianza chequee tu casa de vez en cuando. Incluso si eso significa que vayan a la casa a regar las plantas, y así pueden echar un vistazo para asegurarse de que todo esté bien.

Cuida tus inversiones

Si te vas de vacaciones es una excelente oportunidad para revisar tu inventario de artículos de valor en el hogar, que pueden incluir electrodomésticos, joyas, dinero en efectivo, documentos, y otros artículos valiosos. Si tenés algo de esto, deberías guardarlo en una caja de seguridad e invertir en Puertas blindadas, tal vez debas costear el servicio, pero vale la pena por la tranquilidad de tener tus objetos a salvo.


Revisá de que el sistema de seguridad de tu hogar quede encendido y que funciona perfectamente. No olvides decirle el código a su amigo o familiar para que no active la alarma cuando revisen tu casa.


Se supone que unas vacaciones son un momento de relajación. No hay ninguna razón por la que debas estar inquieto por la seguridad de tu hogar, siempre que te asegures de tomar las precauciones necesarias.

Author: Mauro Di domenica

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *