Celulares: todo lo que hay que saber respecto de la portabilidad numérica

 

Hasta hace algunos años, cambiar de empresa de telefonía celular era un verdadero dolor de cabeza. El motivo de ello se encuentra en que ese cambio traía aparejada, a su vez, la necesidad de modificar el número de celular. Eso terminó en el año 2010, cuando se  estableció la portabilidad.

portabilidad

 A partir de la resolución 98/10 de la Secretaría de Comunicaciones de la Nación se estableció la portabilidad numérica móvil, que hace referencia al derecho que tiene el usuario de cambiar de empresa de celular pudiendo conservar su número de teléfono.

A pesar de tener diez años, este derecho no es conocido por todos los clientes de telefonía móvil, que muchas veces siguen sintiéndose rehenes de sus compañías y no se animan a cambiar de empresa por miedo a perder su número.

 Además, tampoco suelen conocerse los beneficios que ofrecen algunas compañías por la portabilidad. Diversos planes en oferta y otras bonificaciones son los atractivos beneficios que brindan las empresas para captar clientes, ofreciendo sus servicios a precios más convenientes.

 Cierto número de gigabytes gratis, Whatsapp libre y llamadas ilimitadas sin costo, son algunos de los beneficios que ofrecen las compañías de telefonía móvil para atraer nuevos clientes que provengan de sus empresas competidoras.

Uno a uno, todos los detalles de la portabilidad numérica

movistarCambiarse de compañía de telefonía móvil implica finalizar el contrato vigente de servicios con una empresa, y contratar un nuevo servicio con otra. La portabilidad numérica móvil es aquello que permite que, al realizar este cambio, el cliente pueda conservar su número de teléfono anterior.

 Es importante aclarar que la resolución que establece la portabilidad ampara a todos los clientes de telefonía móvil, independientemente de su plan y del modo en el que abonen el servicio, ya sea con factura o con tarjeta. 

La condición particular de cada cliente determinará quién debe solicitar el trámite. Los clientes con factura podrán iniciarlo por su cuenta, mientras que en el caso de los clientes con tarjeta, el titular del servicio – presentando su DNI- será quien deba solicitarlo. En el caso de las líneas corporativas, deberá hacerlo el apoderado legal.

 La gestión para cambiarse de compañía y conservar el número anterior, debe iniciarse en la empresa de telefonía móvil nueva con los papeles que se soliciten según el tipo de cliente que se trate. Allí se le entregará al cliente la solicitud de portabilidad.

 Si se trata de un apoderado legal, debe contar con un poder firmado por la persona a la que representa, a la hora de iniciar el trámite. En los casos de aquellos que paguen con factura, se solicita contar con la copia de la última factura recibida. 

 El proceso, según dice la norma, no puede demorar más de diez días hábiles, mientras que la interrupción del servicio causada por el cambio de compañía, no puede ser mayor a tres horas. En caso de que esto no se cumpla, debe reclamarse a la nueva compañía de telefonía celular contratada.

 Además, en el caso de no cumplirse alguno de los términos establecidos dentro de los plazos que dicta la norma, es posible acudir a la Comisión Nacional de Comunicaciones para efectuar el reclamo correspondiente.

Por último, cabe mencionar el costo que implica la portabilidad numérica móvil. Lo que establece la Resolución respecto a este punto, es que queda en manos de la empresa la decisión de cobrarlo. En caso de hacerlo, está estipulado que los clientes que soliciten el cambio deban pagar un equivalente a 100 pulsos telefónicos.

Author: Mauricio Di domenica

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *